Turismo de expolio

Piezas robadas

en proceso

Turismo de expolio recupera la historia de varios casos de piezas robadas por los turistas visitantes de distintos monumentos y enclaves patrimoniales. Utiliza la pintura y la fotografía para recrear el “viaje” de estos fragmentos, aportando escenas sobre su procedencia, la forma en que fueron sustraído, su hallazgo y restitución al lugar de origen o los posibles usos que los turistas pretendían dar al souvenir. Partiendo de unos hechos aparentemente anecdóticos el proyecto parodia nuestra noción sobre lo “auténtico” y analiza la obsolescencia de los espacios de identidad al evidenciar nuevas formas de invasión y expolio. La dicotomía ciudad para el visitante vs ciudad para el habitante afecta en mayor grado a las ciudades con un marcado pasado tangible: en ellas las modificaciones urbanísticas giran en torno a este potencial económico y el tejido patrimonial es reinterpretado como zona de consumo. La autenticidad (y con ello la forzada estaticidad de la urbe) se ha convertido en una de las obsesiones del viajero contemporáneo y las recreaciones sustituyen constantemente a las creaciones. Los souvenirs protagonistas de estos casos representan una forma de recreación ejercida individualmente, en la que el visitante decide intervenir en los lugares de historia superponiendo su huella o apropiándose de las huellas de otros.

CASO I. EL ALCÁZAR DE SEVILLA

Anuncios